ENFRIAMIENTO

El sistema de enfriamiento de un vehículo, es el encargado de evitar que el motor se sobrecaliente, si el motor trabaja a temperaturas mayores de 110ºC, es muy probable que sufra daños irreversibles, ya sea en algunas partes del motor o en todo el motor.

El calentamiento excesivo en épocas de calor o en tráfico intenso es un síntoma típico de alguna falla en el sistema de enfriamiento del motor.

Por eso es recomendable cambiar periódicamente el Anticongelante (cada 6 meses) así como vigilar el nivel adecuado del mismo y además revisar periódicamente los demás componentes del Sistema de enfriamiento como son, bomba de agua, bandas, mangueras, abrazaderas, termostato, radiador, concentración y/o densidad y fugas del refrigerante.

Ventajas:

· Protege todos los componentes del sistema

· Previene al motor de calentamiento excesivo en climas extremos o en tráfico pesado

· Previene la oxidación y corrosión en el motor y radiador

· Corrige fugas de anticongelante y evita reparaciones costosas.

MEINEKE te ofrece el Servicio al Sistema de Enfriamiento de acuerdo a tus necesidades.